PORTADA / SUCESOS / Cura acusado de abusos, que llegó a Ecuador, está retirado hace 5 años

Cura acusado de abusos, que llegó a Ecuador, está retirado hace 5 años

“Era un padre serio y nunca se escucharon cosas malas de él”, indicó una feligresa que acudió por varios años a las misas que daba el sacerdote español Jorge Senabre.

La justicia española acusó de abuso sexual al cura hace 30 años y desde entonces no se sabía de su paradero. El diario español El País reveló el fin de semana que el padre, ahora en retiro, estaba en Ecuador y había ejercido con conocimiento de la diócesis de Barcelona.

En la cooperativa Santa Martha, donde el padre Senabre trazó una trayectoria religiosa, hay gente sorprendida, porque lo conocían como un religioso impecable. “No me lo puedo creer”, dijo José M., al conocer de la acusación. Él es vecino de la parroquia San Nicolás de Myra, donde el sacerdote ofició la misa por varios años.

Al sacerdote se lo recuerda en la parroquia como un hombre recto que en cada misa aprovechaba para dar directrices sobre la vestimenta que debían llevar los fieles cuando entraban a la iglesia.

“Él daba indicaciones de cómo debemos vestirnos para no ofender”, dijo Mercy Bravo, quien perteneció por años al grupo de monaguillos.

A Senabre se lo buscaba por una denuncia de abuso sexual a un menor de 13 años cuando era párroco de Polinyá, en Barcelona. Cuando la justicia lo buscaba, la Arquidiócesis de Barcelona adujo que estaba de misionero en el exterior.

En el comunicado, la curia diocesana de Santo Domingo indica que el sacerdote llegó a dar servicio como misionero a Santo Domingo en 1990, dos años después de la acusación que tuvo en España.

“Sabemos que el padre Senabre tiene un proceso en curso en Roma reabierto el 16 de junio de 2016, en la línea de tolerancia cero, manifestada por la Santa Sede”, señala el documento.

Pero añade que no ha conocido ni extraoficialmente, ni de forma oficial, de un juicio en su contra, por una acusación de abuso a un menor. 

Fieles

La diócesis señala que el padre acusado de abusos en España se jubiló hace cinco años y desde esa fecha no mantiene contacto con los fieles. Dice que en el tiempo de su servicio no se conoció “ninguna irregularidad que desdiga de una correcta conducta moral del sacerdote”. Apuntó que en la carpeta particular del sacerdote no consta ninguna información sobre la acusación.

SU COMENTARIO ES IMPORTANTE